lunes, 10 de diciembre de 2012

Inmigrantes con delitos fuera de España


Si, han leído bien, desde Verdadera Izquierda queremos poner voz como hacemos siempre y queremos pedir que todos los inmigrantes tanto legales como ilegales, que tengan delitos ya sean menores y estén en libertad como que estén encarcelados, sean todos deportados y sacados inmediatamente fuera de nuestras fronteras.

España no puede seguir soportando que el número de reclusos se esté incrementando notablemente desde hace años, cuyo principal motivo es la inmigración, casi el 70% de los nuevos reclusos son inmigrantes.

España, se encuentra en unos momentos difíciles en los que todos los que no vayan a aportar, están fuera del sistema, por ello, no necesitamos ciudadanos –ni españoles ni extranjeros- que se dediquen a vivir de los demás. Como todos sabemos los reclusos, suponen un gasto para la ciudadanía, gasto que pagamos vía impuestos, el gasto de los reclusos, no sólo es la manutención de los mismos, sino que además cuando salen de la cárcel, salen con paro y les son pagadas todas las carreras universitarias que apetezca realizar.



¿Por qué tengo yo que cubrir todos esos gastos a personas que ni siquiera son españoles? Personas, que han venido a vivir de los demás, a delinquir y no aportar absolutamente nada a la nación española. Estoy de acuerdo que hay otros muchos ciudadanos inmigrantes que ayudan a la economía española pero todos los que tengan delitos, deben ser expulsados de la nación porque el que quiera venir a España, tiene que ser para aportar, no para vivir del cuento.

Los españoles estamos cansados de costear la vida a políticos, sindicalistas, vagos, maleantes, 3 millones de funcionarios como para que continuemos siendo gilipollas y paguemos una pensión a todos los inmigrantes que han cometido delitos. Si quieren que roben en su país, pero en España no queremos mantener inmigrantes con delitos.

Este artículo no está escrito por ninguna persona racista, pero no podemos seguir manteniendo este nivel de derroche, asique inmigrante con delito, avión o patera y para su país.