viernes, 25 de diciembre de 2015

Carmena "no es feliz ahora" y se arrepiente de haberse presentado a la alcaldía de Madrid


Manuela Carmena no es feliz. Así lo ha confesado la alcaldesa de Madrid en un libro de Maruja Torres, donde añade que si "pudiera rebobinar a febrero pasado" matendría su "no" inicial a presentarse como candidata por Ahora Madrid a la alcaldía de la capital. Sin embargo, Carmena se ha apresurado este martes a aclarar que estas palabras fueron pronunciadas en verano cuando sus vacaciones familiares fueron sometidas al "escrutinio público". "Estoy muy contenta y satisfecha" con el trabajo realizado por su equipo en el Ayuntamiento, ha indicado insistiendo en que echa de menos "el paraíso" de su jubilación". 

La exjueza es protagonista de 'Manuela Carmena en el diván de Maruja Torres', libro que este martes presenta la periodista y escritoria y que recoge las charlas que ambas han mantenido. Según revela la editorial Planeta, Carmena, que en febrero cumple 72 años, desvela que se siente "desbordada" por la situación y la fama que le llegó después de las elecciones municipales del pasado 24 de mayo. "Me puede. Todo esto es absolutamente excesivo. Me desborda. No soy feliz ahora y eso no es bueno", confiesa la alcaldesa, que apunta que en los últimos meses se ha hecho "un poco de todos" y "menos dueña" de sí misma. 


Quiere salir "indemne" de la alcaldía
Con el firme objetivo de "mejorar Madrid" y "las condiciones de vida de los madrileños", Carmena apunta que esta es la única parte del reto que le importa como alcaldesa, del que espera "salir lo más indemne que pueda". En este sentido, se siente orgullosa de viajar en transporte público como lo hacía antes de ser alcaldesa y desea que la gente aumente su "dignidad" al verse atentendida tanto por ella como por sus concejales. Por ello, insiste en la importancia del trato directo con la gente y se muestra partidaria de que los puestos políticos lo desempeñen políticos no profesionales. 

Además, la alcaldesa reinvindica la felicidad como "lo más importante del ser humano" así como los espacios de soledad, que siempre ha necesitado y que ahora echa en falta. "La soledad siempre me ha retroalimentado y me ha permitido elaborar la felicidad", apunta Carmena, que deja claro que "no hay receta" para lograrla y "sí sugerencias". En esta línea de pensamiento, la regidora insiste en su propuesta de organizar la próxima primavera un congreso sobre los cuidados, idea que surgió tras realizar varias charlas con trabajadores del servicio doméstico.

Aguirre, una "niña mimada" 
Manuela Carmena ha aprovechado sus charlas con Maruja Torres para desvelar lo que ocurrió en una sesión plenaria con la presidenta del PP de Madrid, Esperanza Aguirre, como protagonista.

Aquel día, el grupo popular exigió a Ahora Madrid que exigiera lalibertad de presos políticos como Leopoldo López en Venezuela. Ante ello, Carmena defendió que ella estaba a favor de los "Derechos Humanos", a lo que le contestó Aguirre que era "una tontería" y que "eso es de Gadafi". "Era como unaniña mimada", apunta la alcaldesa, que vio en las palabras de la 'popular' una "jugarreta" para crear la discordia en Ahora Madrid y PSOE. 

Respecto al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, la alcaldesa se refiere a unas declaraciones del 'popular' en las que arremetió contra los "políticos amateurs" en clara referencia a ella. "Me hace gracia el calificativo", apunta dejando claro que Rajoy es un profesional de la política y que ella y muchos de quienes la rodean no son profesionales en la materia, algo que ve como "razonable". 

Colau, la "genuina" del movimiento activista
A quien sí 'regala' lo oídos Carmena es a la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, a quien, según explica en el libro, le agradeció durante una visita a Madrid quese inventara "eso del activismo". "Ada, eres tú quien lo has inventado. Te tenemos que estar agradecidísimos", le dijo. Además, la califica como "lagenuina del movimiento", motivo por el que le mira "con mucho respeto".

En el libro también hace mención al exmagistrado Baltasar Garzón. De él dice que es alguien "muy importante" a quien "todos los demócratas de este país" le deben mucho. "Lo que él hizo supone una visión muy diferente de cómo debe ser el concepto del bien y del mal en el mundo y de la responsabilidad. Hay que volver a recuperarlo", señala antes de hacer una defensa cerrada de la justicia universal en España.

Más allá del ámbito laboral, Carmena desvela algunos aspectos personales a Maruja Torres como su familia, sus orígenes, el feminismo, el maquillaje y el sexo, tema este último sobre el que insiste a la escritora acerca de "la cantidad de placeres que hay sin penetración".