martes, 13 de febrero de 2018

Los Mossos montaron un operativo para vigilar a policías y guardias civiles



Mossos, vigilancia, policias, guardas civiles“Petición: Se transmite a todo el territorio que CECOR (Centro de Coordinación) solicita que en caso de localizar vehículos y efectivos de CNP (Policía Nacional) y GC (Guardia Civil) efectuando movimientos, se informe a través del chat”. Se trata de la orden que dieron “a todo el territorio” los Mossos de Esquadra días antes del 1-O, según se recoge en un informe que la Guardia Civil ha enviado a la juez de la Audiencia Nacional Carmen Lamela.

La Benemérita, tras investigar las comunicaciones internas que tuvieron lugar entre los mandos y los agentes de los Mossos, han llegado a la conclusión de que la Policía catalana urdió un operativo para controlar los movimientos de las Fuerzas de Seguridad del Estado.



Entre los mensajes emitidos por los Mossos, que ocupan dos tomos de la causa, se encuentran avisos del momento exacto en el que los policías y los guardias civiles salían de camino a los colegios electorales para cumplir las órdenes de evitar la celebración del referéndum ilegal. “70 vehículos de la Guardia Civil se encuentran en aparcamiento aeropuerto Gerona”, indica una de las notas recogidas por El Periódico.

En la operación para vigilar a Policía y Guardia Civil podrían estar implicados a exaltos cargos, por lo que el Instituto Armado ha puesto el documento en conocimiento de la juez Lamela, encargada de investigar al que fuera Mayor de los Mossos de Esquadra durante el operativo del 1-O y durante el acoso a la Benemérita en la Consejería de Economía.

El Instituto Armado ha decidido poner en conocimiento de Lamela el documento, elaborado en base a información recogida en las diferentes comisarías del Cuerpo autonómico, puesto que este operativo

  Este viernes el juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena ha pospuesto su decisión de incorporar a Trapero en la investigación por rebelión en relación al proceso separatista en Cataluña, tal y como le había pedido la Fiscalía, que le considera “eje central” del ‘procés’.